Enfermedad de Párkinson y agentes tóxicos.


Estudios descriptivos han encontrado relación entre la enfermedad de Párkinson y agentes tóxicos como disolventes, herbicidas o metales. Los resultados sugieren que estas sustancias pueden aumentar el riesgo de padecer la enfermedad.

Agentes tóxicos y enfermedad de Párkinson

Se conoce bastante sobre los mecanismos biológicos que llevan a los síntomas de la enfermedad de Parkinson, una patología caracterizada por la incapacidad de las neuronas para producir dopamina, una sustancia neurotransmisora fundamental para la realización de movimientos voluntarios.

Lo que sí se desconoce son las causas del inicio de esa neurodegeneración; al momento de aparecer los primeros síntomas de la enfermedad la persona ya ha perdido entre un 60 y un 80 % de las neuronas productoras de dopamina.

Los científicos en la actualidad creen que se debe a una combinación de factores genéticos y medioambientales. Sobre estos últimos se han realizado descubrimientos que apuntan hacia agentes tóxicos como posibles desencadenantes de la neurodegeneración que conduce al párkinson.

En el año 1982 los científicos identificaron a personas con síntomas muy semejantes al párkinson entre consumidores de heroína. Descubrieron que se debía a una sustancia, MPTP, que accidentalmente se encontraba en algunos lotes de heroína. A partir de ahí se consolidó la hipótesis de la influencia ambiental en el surgimiento de la enfermedad. Hoy os hablamos de algunos agentes tóxicos que se considera aumentan el riesgo de padecer enfermedad de Parkinson.

Enfermedad de Párkinson y agentes tóxicos ¿Una relación probada?

Enfermedad de Párkinson y agentes tóxicos

Pesticidas: de todas las sustancias químicas relacionadas con un mayor riesgo de Párkinson los pesticidas son los que cuentan con más evidencia científica. Estudios han encontrado tasas más elevadas de Párkinson entre personas que por razones laborales han estado expuestos durante mayor tiempo a este tipo de sustancias.

Entre ellas se encuentra la rotenona, un insecticida usado hasta el año 2007 y el paraquat, un herbicida altamente tóxico si es ingerido y que actualmente está prohibido en la Unión Europea aunque es de uso común en todo el mundo. También se han encontrado vínculos entre la permetrina y un mayor riesgo de Párkinson. La permetrina es una sustancia comúnmente usada como repelente de mosquitos y otros insectos.

Metales: la investigación científica no ha llegado a resultados consistentes sobre la influencia de la exposición a metales y la aparición de párkinson. Se ha sugerido que el manganeso puede ser un factor de riesgo aunque no hay un consenso al respecto.

Disolventes: Se ha asociado la exposición a largo plazo (de ocho a 33 años) al tricloroetileno (TCE) con la enfermedad de Parkinson. El tricloroetileno está prohibido en  la industria farmacéutica y alimentaria sin embargo aún se utiliza como desengrasante en la industria. Estudios realizados en gemelos muestran que el que ha estado expuesto al tricloroetileno debido a razones laborales tiene mayores posibilidades de padecer párkinson.

La sola exposición a estos tóxicos no parece ser suficiente para desarrollar la enfermedad. De hecho, la ciencia no puede asegurar sin margen de duda que sean una causa directa de párkinson.

Los resultados que se tienen en la actualidad se basan en estudios observacionales debido a la imposibilidad de realizar experimentos de esta índole en humanos. Sin embargo, la naturaleza tóxica de las sustancias aquí mencionadas, algunas de ellas aún de uso autorizado, hace que cualquier conducta preventiva esté justificada.

Búsqueda por etiquetas:
  • betty arce apaza

    Tengo 60 años, hace 3 me diagnosticaron de parkinson,desde joven padecía de migrañas y como 15 años casi nulo el olfato, creo que todo jaquecoso es candidato a padecer de parkinson, creo que hay que trabajar en la prevención, ya que gran cantidad de personas sobre todo jóvenes de ambos sexos la padecen, trabajo en salud y no se como ayudar a prevenir.
    Graciad

  • Carlos

    Vivo cerca de una fabrica de tanino – extracto del árbol quebracho. Que produce muchas emanaciones durante su época de producción durante las 24 horas en del día. Yo padezco cancer de tiroides y parkinson – tengo 56 años. ¿Tendrá influencia las emanaciones emitidas?

  • Ana Leon

    Buenos dias, mi hemano y yo padecemos de la enfermedad de parkinson, el desde los 19 años, yo desde los 23 años. Actualmente, mi hermano tiene 46 años y sus síntomas son cada vez mas agresivos, toma diez pastillas al día de levodopa, y otras más, tales como, ranitidina, bipirideno, entre otras, tiene convulsiones hasta perder totalmente el control de su cuerpo, golpeándose en el piso, es muy muy delgado. Cuando esta con la crisis (sin el efecto de la levodopa) se pone completamente rígido, no puede comer, se le sale la lengua, tampoco puede caminar, todo esto, sino tiene el efecto de la levodopa, y tiembla . Yo, en cambio puedo caminar sin el efecto de la levodopa, pero agarrandome de los muebles o paredes, solo tomo una cuarto de levodopa cada 4 horas y cada 8 horas tomo pramipexol de 0.25 mg,

    • Redacción titi

      Hola Ana,
      no es la primera vez que nos escriben enfermos con párkinson juvenil y siempre son situaciones muy difíciles. No sé si estáis al tanto de los últimos procedimientos que se están implementando para los casos en que ya la medicación no da resultado, como la estimulación cerebral profunda o la técnica del ultrasonido focal, en ambos casos no sabría decirte ahora mismo si se ha intentado en alguna ocasión con personas con párkinson juvenil o tan siquiera si pueden considerarse candidatos, eso es algo que debe evaluar muy cuidadosamente el profesional que realiza el procedimiento. Lo comentamos un poco para que sepáis las diferentes opciones. Sobre el ultrasonido focal hicimos una entrevista a uno de los pocos neurólogos que realiza el procedimiento en España, podéis leerla aquí http://www.infotiti.com/2016/01/ultrasonido-focal-para-la-enfermedad-de-parkinson/
      Un saludo y ¡mucha fuerza!

  • Pingback: Asocian mayor riesgo de enfermedad de Parkinson a consumo de leche en zona contaminada.()

  • Pingback: Párkinson y pesticidas: nuevas evidencias.()

  • Pingback: Aumentan las tasas de muerte por causa neurológica en los últimos 20 años()