IRL-1620 para el Alzhéimer: éxito en el tratamiento a roedores.

IRL-1620 para el Alzhéimer: éxito en el tratamiento a roedores.

IRL-1620 para el Alzhéimer: Investigadores estadounidenses han tenido éxito en el tratamiento de la enfermedad de Alzhéimer con un novedoso enfoque estimulando los receptores de una sustancia química denomina endotelina.

IRL-1620 para el Alzhéimer

Científicos de la Universidad Midwestern en Downers Grove, EE.UU, han sido capaces de tratar la enfermedad de Alzheimer en ratas utilizando una sustancia química llamada IRL-1620. Los resultados han sido presentados en un congreso internacional sobre la endotelina en EE.UU.

Encontraron que el fármaco mejoró la memoria e impidió el estrés oxidativo (proceso de desequilibrio dañino para las células) en ratas que tenían problemas de aprendizaje y un incremento del estrés oxidativo causado por alzhéimer.

Los investigadores han usado un enfoque novedoso estimulando los receptores de una sustancia química denominada endotelina, un potente vasoconstrictor. Los receptores de endotelina B (ET-B) habían sido previamente identificados como importantes en el desarrollo del cerebro y brindando protección al sistema nervioso. El profesor Seema Briyal, uno de los autores del estudio, explica así el procedimiento mediante un comunicado de prensa de la 14 Conferencia Internacional sobre Endotelina: Fisiopatología y Terapéutica:

Utilizamos el nuevo enfoque de la estimulación de los receptores de la endotelina B  por inyección intravenosa de IRL-1620 para prevenir y reparar el daño al cerebro causado por la enfermedad de Alzheimer.

La sustancia IRL-1620 es un fármaco que se une a los receptores de endotelina B. Una vez inyectado los investigadores analizaron su efecto sobre la memoria espacial, el estrés oxidativo y la expresión de ciertas proteínas en el cerebro.

Encontraron que el fármaco mejoró los problemas de memoria entre un 50 y un 60% y redujo el estrés oxidativo entre  45 y 50%. Briyal explica otros logros del tratamiento:

También encontramos que el tratamiento con IRL-1620 mejoró ciertos procesos de recuperación dentro del cerebro dañado(en la enfermedad de Alzhéimer) resultando en más nuevos vasos sanguíneos y células neuronales. Esto indica procesos de reparación ocurriendo en el cerebro dañado.

Según los investigadores, este estudio es el primero en demostrar que la inyección intravenosa de IRL-1620 puede revertir los efectos neurológicos de la enfermedad de Alzheimer en un modelo animal.

También te puede interesar leer: Los medicamentos para el Alzheimer más prometedores en la actualidad

Tratamiento farmacológico para el alzhéimer.

IRL-1620

En la actualidad existen 4 medicamentos aprobados para el tratamiento sintomático de la enfermedad de Alzhéimer, tres inhibidores de colinesterasa: donepezilo, galantamina y rivastigmina y un cuarto, la memantina,  que actúa regulando la cantidad disponible en el cerebro de una sustancia, el glutamato.

Todos esos medicamentos están orientados a controlar los síntomas del alzhéimer y no parecen incidir sobre las verdaderas causas de la enfermedad o reparar alguno de los daños que produce en el cerebro. De confirmarse los resultados obtenidos con el IRL-1620 sería una más de las sustancias que en la actualidad están en investigación y que se orientan a revertir los daños en el cerebro causados por la enfermedad o a incidir directamente sobre sus causas; como la acumulación de sustancia beta-amiloide.

La comunidad científica sigue atentamente el desarrollo de los ensayos clínicos de Solanezumab, un compuesto desarrollado por la farmacéutica Lilly y Aducanumab de la compañía Biogen.

También te puede interesar leer: Aducanumab y Solanezumab: resultados

Lo logrado con la sustancia IRL-1620 es uno de los primeros pasos en el largo camino que representa el proceso de convertir una sustancia en un medicamento efectivo. No obstante los años de investigación que aún quedan por delante no hay dudas de que esta es una excelente noticia para el mundo alzhéimer.