Diabetes y deterioro cognitivo ¿Inseparables?


La diabetes y el deterioro cognitivo van de la mano. El control de la enfermedad es clave para disminuir el impacto de la enfermedad sobre el funcionamiento de nuestro cerebro.

diabetes y el deterioro cognitivo

Llegar a la tercera edad con plenitud de funciones y una gran lucidez mental es aquello que los científicos llaman envejecimiento exitoso y constituye uno de los principales retos para los profesionales de la salud hoy día. Si bien en cierta medida el declive cognitivo es causado por el envejecimiento, controlar algunas condiciones médicas que lo promueven es un paso importante en el logro de una vejez con plenitud de facultades mentales. Son múltiples la enfermedades que pueden causar deterioro cognitivo y, a la vez, son potencialmente evitables, entre ellas una de las más frecuentes es la diabetes.

¿Qué es la diabetes?

La diabetes es una enfermedad endocrina caracterizada por una secreción anormal y deficitaria de insulina, una hormona que necesitamos para hacer que la glucosa, una fuente de energía fundamental para nuestro organismo, pase al interior de las células. La consecuencia inmediata de esto es la tendencia a mantener niveles de glucosa en sangre inapropiadamente elevados. Según cual sea el mecanismo por el que se produce la elevación de la glucemia, se distinguen dos tipos de Diabetes: la tipo I o juvenil y la tipo II o de adulto.

 ¿Existe algún mecanismo fisiológico que explique el deterioro cognitivo en la diabetes?

Es ampliamente aceptado que el deterioro cognitivo puede ser una consecuencia directa de la diabetes. Esto se debe a que la enfermedad afecta los vasos sanguíneos que irrigan el cerebro. Incluso se habla de una  relación entre la diabetes y una degeneración del metabolismo y cambios estructurales y funcionales en el sistema nervioso central.

También te puede interesar leer: Un giro de tuerca ¿La enfermedad de Alzheimer predispone a padecer diabetes tipo II?

¿Existe evidencia científica de asociación entre diabetes y deterioro cognitivo?

consecuencias de la diabetes

La respuesta a esta pregunta es por completo afirmativa. Incluso en estudios realizados con ratas diabéticas se evidencias dificultades en el aprendizaje y la memoria.

En el caso de los humanos se ha demostrado a través de estudios comparativos que respecto a la población normal los diabéticos presentan mayor:

  • Deterioro cognitivo general
  • Riesgo de padecer azhéimer
  • Riesgo de padecer demencia vascular
  • Disminución en el funcionamiento de la memoria y las funciones ejecutivas.

Además se ha demostrado que las probabilidades de deterioro cognitivo son mayores en las personas con diabetes tipo II de larga evolución a partir de 15 años con la enfermedad.

¿Qué puede hacerse para reducir el riesgo de deterioro cognitivo en la diabetes?

Como seguramente ya adivines, los estilos de vida son esenciales en este caso. Lo principal radica en algunas cosas dichas una y otra vez: la actividad física, la alimentación y el autocontrol. En el diabético el ejercicio físico es trascendental, específicamente ejercicios aeróbicos como la natación, caminar o hacer footing. La alimentación debe ser regulada procurando evitar  el sobrepeso y la obesidad.

También te puede interesar leer: Enfermedad de Alzheimer ¿Diabetes tipo III?

Referencias bibliográficas

Arjona-Villicaña, R., Esperón-Hernández, R., Herrera-Correa, G., & Albertos-Alpuche, N. ( 2014). Asociación de diabetes mellitus con deterioro cognitivo en adultos mayores. Rev Med Inst Mex Seguro Soc, 52(4), 416-421.

Kodl, C., & Seaquist, E. (2008). Cognitive Dysfunction and Diabetes Mellitus. Endocr Rev, 29(4), 494–511.

IMPORTANTE

TiTi es un sitio web de información dirigido a un público general no especializado. Bajo ningún concepto debe ser tomado como sustituto del criterio médico. Si tiene cualquier duda relacionada con su salud, consulte con su médico. 

Búsqueda por etiquetas:,

Un comentario

  1. Karla Monterroso 2016-09-08

Importante: Los comentarios en este sitio son moderados semanalmente y deben cumplir con nuestras normas de uso. Lo expresado por cada usuario no debe sustituir nunca el consejo médico. Si tiene algún problema de salud, consulte con un profesional certificado.