Vinculan las enfermedades autoinmunes a mayor riesgo de demencia.


Hasta 18 enfermedades autoinmunes se han vinculado a mayor riesgo de desarrollar demencia. La elevada incidencia de eventos cerebrovasculares, en especial ictus, puede estar en la base de esta situación.

LBT-3627

Datos de millones de personas admitidas en hospitales y centros de salud británicos apuntan a que los pacientes con enfermedades autoinmunes tienen mayor riesgo de desarrollar demencia, en especial demencia vascular.

Las enfermedades autoinmunes (E.A) son un grupo de trastornos, entre los que se incluye la esclerosis múltiple, la artritis reumatoide, el lupus o la psoriasis, que se caracterizan por una desregulación de la actividad del sistema inmune. Normalmente este sistema nos protege de las infecciones y nos ayuda a mantenernos saludables, pero en las personas con E.A termina dañando células sanas.

La investigación, publicada en la revista Journal of Epidemiology & Community Health y desarrollada por investigadores de la Universidad de Oxford, es otra muestra de cómo la actual capacidad de recoger y procesar grandes cantidades de datos puede acelerar el conocimiento de enfermedades que hasta ahora cuentan con grandes lagunas.

También te puede interesar leer: Problemas cognitivos asociados al lupus.

1 833 827 personas seguidas durante casi 13 años.

Los investigadores analizaron los registros de 1 833 827 personas con enfermedades autoinmunes admitidas en centros de salud y hospitales británicos. Los compararon con los datos de 7 millones de personas sin este tipo de enfermedades.

Se investigó información recogida entre los años 1999 y 2012, en especial se analizó quiénes volvieron a ser atendidos por causa de una demencia. Encontraron que las personas con enfermedades autoinmunes tenían hasta 20% más de riesgo de desarrollar demencia que los admitidos por otras causas.

Este riesgo variaba de enfermedad en enfermedad y solo se encontró que era elevado para 18 enfermedades autoinmunes (de 25 de las que se tenían datos), entre ellas esclerosis múltiple, psoriasis (29% más de riesgo) y lupus eritematoso (46%). Para la artritis reumatoide el riesgo fue 10% menor.

Una hipótesis a este último hecho, comentada por el líder del estudio, el Dr. Michael Goldacre, en la revista New Scientist, es que los fármacos empleados en el manejo sintomatológico de la artritis, los llamados antinflamatorios no esteroides como el ibuprofeno o la aspirina, se han vinculado a menor riesgo de demencia.

También te puede interesar leer: Deporte y esclerosis múltiple. Aprende por qué son buenos aliados.

Más riesgo de demencia vascular que de alzhéimer.

enfermedades autoinmunes

Otro dato realmente interesante que reveló el estudio es que el riesgo de demencia varía en función de la causa. Si se analiza el riesgo de demencia debido a la enfermedad de Alzheimer este es de 6%, mientras que para la demencia vascular es de 28%.

Esta diferencia cobra sentido cuando se conoce que las personas con enfermedades autoinmunes tenían hasta 53% más posibilidades de ser admitidas en los hospitales debido a enfermedades cardiovasculares y 46% más opciones de ingresar por un ictus.

Los investigadores creen que esta puede ser una de las claves que explican el mayor riesgo de demencia, además de la inflamación producida en el sistema nervioso por el sistema inmunitario desregulado.

La demencia vascular se produce cuando el flujo sanguíneo al cerebro se ve interrumpido, debido a enfermedades y eventos cerebrovasculares. Al contrario que en el alzhéimer, puede que al inicio la memoria no esté afectada y predominen síntomas como la pérdida de control de esfínteres, los cambios de humor y la incapacidad para realizar actividades de la vida cotidiana.

Aunque los datos a primera vista pueden alarmar a las personas con enfermedades autoinmunes, una de las líderes de la asociación británica Alzheimer’s Society, la Dra. Clare Walton, hace un llamado a poner las cosas en perspectiva:

Este estudio a gran escala de los datos de las admisiones hospitalarias en Reino Unido encontró que las personas con enfermedades autoinmunes, como la esclerosis múltiple o la enfermedad de Crohn, tienen en promedio un 20 % más de riesgo de desarrollar demencia. Para poner esto en contexto; otros factores conocidos pueden aumentar el riesgo de demencia de una persona mucho más, por ejemplo, fumar en un 45%”.

Igualmente es importante recordar que las enfermedades que afectan el flujo sanguíneo al cerebro tienen de base muchos factores modificables. Una dieta y un estilo de vida saludables pueden ayudar a dar la vuelta a esos números.

También te puede interesar leer: ¿Alzhéimer o demencia vascular? Te contamos las diferencias.

Referencias

Alzheimer’s Society. (2017). Autoimmune disease may be linked to heightened dementia risk Disponible en https://www.alzheimers.org.uk/news/article/173/autoimmune_disease_may_be_linked_to_heightened_dementia_risk

Coghlan, A. (2017). Autoimmune disorders linked to an increased risk of dementia. New Scientist. Disponible en https://www.newscientist.com/article/2123274-autoimmune-disorders-linked-to-an-increased-risk-of-dementia/

Goldacre, M. J., & Wotton, C. J. (2017). Associations between specific autoimmune diseases and subsequent dementia: retrospective record-linkage cohort study, UK. Journal of Epidemiology & Community Health. Disponible en http://jech.bmj.com/content/early/2017/01/30/jech-2016-207809

Nota importante
TiTi es estrictamente un sitio online de noticias e información. No proporciona consejos médicos específicos, diagnóstico o tratamiento. Este contenido no pretende ser un sustituto de consejo médico profesional, diagnóstico o tratamiento. Siempre busque el consejo de su médico u otro proveedor de salud calificado con cualquier pregunta que pueda tener sobre una condición médica. Nunca ignore los consejos médicos o la demora en buscarlo debido a algo que haya leído en este sitio web.
Búsqueda por etiquetas:,