Vacuna de ADN contra el alzhéimer ¿Nuevo perro o nuevo collar?


Prueban una vacuna de ADN contra el alzhéimer en animales de experimentación (conejos y monos) que despierta viejos temores y eternas esperanzas. Los resultados son los esperados y ya están proponiendo probarla en seres humanos.

vacuna de ADN contra el alzhéimer

Una vacuna contra el alzhéimer ¿suena bien, verdad? Llegamos a determinada edad y al menor atisbo de riesgo, un ligero pinchazo aleja uno de los temores principales de los adultos mayores del siglo XXI.

Pero esa vacuna se ha buscado, se sigue buscando y nada, continuamos sin dar con ella ¿Qué tal si vamos a por las armas pesadas? La vacuna de ADN es una herramienta innovadora que aún no cuenta con productos en el mercado.

Se supone que es más potente que las vacunas tradicionales, de más fácil aplicación y más barata ¿Podrá contra el alzhéimer?

Un grupo de científicos del Centro Médico Southwestern de la Universidad de Texas cree que sí. Aunque con prudencia, se diría que casi con miedo. Según el Dr. Roger Rosenberg,  uno de los autores de dos estudios publicados recientemente en las revistas Journal of Alzheimer’s Disease y Alzheimer’s Research and Therapy:

“Si nos fijamos en la dura realidad, las probabilidades están en contra de nosotros porque muchas terapias han fracasado a través de los años. Pero esto tiene potencial ”

¿Qué terapias han fracaso? ¿Qué son las vacunas de ADN? Y en fin, ¿qué han encontrado? Calma, que ya te explico todo.

También te puede interesar leer: Causas del Alzheimer.

¿Qué son las vacunas de ADN?

Seguramente sabes que las vacunas tradicionales lo que buscan es generar determinadas células inmunitarias que te permitan combatir futuras infecciones.

vacuna de ADN contra el alzhéimer

En ocasiones se introduce en nuestro organismo la bacteria o el virus atenuado que deseamos combatir para que genere la respuesta inmunitaria. En otras se le ahorra un poco de trabajo a nuestras armas de defensa y directamente se introducen los anticuerpos creados externamente.

Al primer método se le critica que sea poco seguro, al segundo que no es tan efectivo. Ahí es donde entran las vacunas de ADN que, en lugar del organismo patógeno, lo que tienen son genes que codifican las proteínas que se quieren combatir.

Las vacunas de ADN pueden introducirse en la piel, donde las moléculas de ADN pasan a nuestras células codificando la proteína dañina y activando la respuesta inmunitaria. El resultado final sería una inmunización contra esa proteína en específico.

En el caso del alzhéimer y en esta investigación, la proteína elegida ha sido la famosa beta-amiloide, esa que se acumula en el cerebro de los enfermos. Pero aquí es dónde surge la duda de si es el mismo perro con diferente collar.

También te puede interesar leer: Alzheimer avanzado: complicaciones y estrategias de afrontamiento.

Fracasos de la teoría—y práctica—amiloide.

Teóricamente todo suena muy bien, el problema es que cuando se ha intentado llevar a la práctica solo se han obtenido fracasos. Me explico.

Durante años se ha apostado a que si se limpiaba el cerebro de los enfermos de alzhéimer de la proteína beta-amiloide, estos mejorarían o, al menos, no irían a peor. Pero decenas de ensayos clínicos han logrado remover la proteína sin que esto significara ninguna mejoría sintomática ni funcional en los enfermos.

El último y sonado fracaso de esta línea de investigación ha sido el de Lilly con su fármaco Solanezumab.

En específico, la historia de las vacunas contra la beta-amiloide tiene escenas de peligro—ensayos cancelados por un porcentaje importante de enfermos con encefalitis— y otras que pasaron ni penas ni glorias.

¿La vacuna de ADN contra el alzhéimer será diferente? Los investigadores creen que sí.

Vacuna de ADN contra el alzhéimer, ¿qué se encontró?

Las dos investigaciones recientemente publicadas son importantes, entre otras muchas cosas, porque no se realizaron en ratones, sino en conejos y monos, lo que es un paso importante con vistas a solicitar la prueba de la vacuna en seres humanos.

En ambos estudios se comprobó que la vacuna de ADN logró general una respuesta inmunitaria sólida contra la proteína beta amiloide y lo que es igual de relevante, sin efectos adversos de consideración.

Pero, ¿significa eso que funcionará en seres humanos? ¿Que evitará la formación de las placas tóxicas en personas con riesgo de alzhéimer? Y, aun logrando esto último ¿Servirá de prevención a la enfermedad de Alzheimer? Ya son muchas suposiciones.

Lo que sí sabemos es que los investigadores terminan recomendando que se realicen ya ensayos clínicos en seres humanos. Eso sí, sin perder de vista el baño de realidad que ha dado la lucha contra esta enfermedad.

También te puede interesar leer: ¿Se puede heredar el alzhéimer?

Referencias

Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos: Tipos de vacunas. Disponible en https://espanol.vaccines.gov/b%C3%A1sicos/tipos/eskw/%C3%ADndice.html

Doris Lambracht-Washington, Min Fu, Pat Frost and Roger N. Rosenberg (2017): Evaluation of a DNA Aβ42 vaccine in adult rhesus monkeys (Macaca mulatta): antibody kinetics and immune profile after intradermal immunization with full-length DNA Aβ42 trimer. Alzheimer’s Research and Therapy. Disponible en https://alzres.biomedcentral.com/articles/10.1186/s13195-017-0257-7

Febiotec: Vacunas de ADN: la Biotecnología al servicio de la salud. Recuperado el 24 de mayo de 2017 de http://www.febiotec.es/noticias/vacunas-de-adn-la-biotecnologia-al-servicio-de-la-salud

Lambracht-Washington, Doris; Fu, Min; Wight-Carter, Mary; Riegel, Matthew; and Rosenberg, Roger N (2017): Evaluation of a DNA Aβ42 Vaccine in Aged NZW Rabbits: Antibody Kinetics and Immune Profile after Intradermal Immunization with Full-Length DNA Aβ42 Trimer. Disponible en http://content.iospress.com/articles/journal-of-alzheimers-disease/jad160947

UT Southwestern Medical Center (2017): DNA Vaccine Protects Against Alzheimer’s Toxic. Recuperado de http://www.utsouthwestern.edu/newsroom/news-releases/year-2017/may/alzheimers-dna-vaccine.html

Nota importante
TiTi es estrictamente un sitio online de noticias e información. No proporciona consejos médicos específicos, diagnóstico o tratamiento. Este contenido no pretende ser un sustituto de consejo médico profesional, diagnóstico o tratamiento. Siempre busque el consejo de su médico u otro proveedor de salud calificado con cualquier pregunta que pueda tener sobre una condición médica. Nunca ignore los consejos médicos o la demora en buscarlo debido a algo que haya leído en este sitio web.