Cómo el exceso de sal está dañando tu cerebro


En el estudio se observó cómo una dieta rica en sal provocaba alteraciones en el flujo sanguíneo cerebral y en las células que cubren el interior de los vasos sanguíneos, llevando al deterioro del funcionamiento intelectual.

sal afecta el cerebro

No te estoy diciendo ningún secreto: el exceso de sal es MUY dañino ¡y lo sabes! Es innegable su conexión con la hipertensión arterial y otras enfermedades cardiovasculares. También se ha visto que en las personas que más sal consumen el riesgo de demencia es mayor.

Pero, ¿por qué? ¿la causa de este aparente impacto de la sal en nuestra salud cerebral se justifica por la hipertensión? ¿O hay algo más?

Para responder a esas preguntas investigadores de la universidad Weill Cornell Medicine, en New York, EE.UU, alimentaron con una dieta rica en sal a un grupo de ratones y observaron qué pasaba.

Vieron que la sal no era nada buena para nuestras neuronas y que el intestino y el sistema inmunitario tenían mucho que ver ¿Cómo? Pues sigue leyendo, que en nada te enteras.

También te puede interesar leer: 5 formas de mejorar la salud del cerebro desde hoy mismo

El exceso de sal está dañando tu cerebro auxiliándose del sistema inmunitario

Los ratones fueron alimentados con una dieta elevada en sal, similar a la que desarrollan muchas personas cotidianamente.

Después de algunas semanas de iniciar este régimen, los investigadores observaron que los ratones presentaban una “profunda alteración en la regulación endotelial de la microcirculación cerebral” y disminución en el flujo sanguíneo cerebral.

Recordemos que la sangre es esencial para el buen funcionamiento de todas nuestras células, incluyendo las nerviosas como neuronas. El resultado de las alteraciones observadas fue el deterioro de procesos cognitivos como la memoria o la orientación espacial.

Pero ahí no queda el estudio. Según los investigadores esas alteraciones están mediadas por células inmunitarias.

La dieta rica en sal incrementó el número de unas células del sistema inmunitario (los linfocitos Th17) en el intestino. Los TH17 estimulaban la liberación de sustancias proinflamatorias (las IL-17) que, en última instancia, parecen las responsables de los cambios observados.

Si eres de los ve en los experimentos realizados en ratones cuestiones muy alejadas de las personas, es importante que conozcas que ya se ha visto en seres humanos que las sustancias proinflamatorias como la IL-17 afectan de manera similar las células endoteliales.

También te puede interesar leer: 7 sustancias muy tóxicas para tu cerebro (si puedes, ¡evítalas!)

Lo daños de la sal sobre la salud cerebral parecen ser reversibles

Las buenas noticias para el final, así te vas con buen sabor de boca (sin extra de sal). Resulta que los ratones a los que se les cambió la dieta elevada en sal por una más saludable experimentaron mejorías en las alteraciones que antes describimos.

¿Si la dieta se hubiese extendido por más tiempo los daños igualmente serían reversibles? No se sabe, por eso, cuidemos la cantidad de sal que ingerimos, que según recomienda la OMS, no debe superar los 5 gramos al día, una cifra que el ciudadano promedio dobla.

También te puede interesar leer: ¿Cómo mejorar la salud cerebral?

Fuentes y referencias

Giuseppe Faraco et al (2018): Dietary salt promotes neurovascular and cognitive dysfunction through a gut-initiated TH17 response.  Nature Neuroscience .

IMPORTANTE

TiTi es un sitio web de información y bajo ningún concepto debe ser tomado como sustituto del criterio médico. Si tiene cualquier duda relacionada con su salud, consulte con su médico. 

Búsqueda por etiquetas: