Cocaína y nicotina: así funcionan estos falsos neurotransmisores

Cuando una célula está expuesta a un estímulo durante un período prolongado, tiende a perder su capacidad de responder al estímulo. Las células nerviosas son particularmente suceptibles a esta pérdida de sensibilidad.

cocaína y nicotina

¿Qué es la cocaína?

La cocaína es un alcaloide capaz de atravesar la barrera hematoencefálica que se obtiene de las hojas de la planta de coca.

Es un estimulante del sistema nervioso central, un supresor del apetito y un anestésico tópico.

Se considera altamente adictiva debido a la forma en que afecta al sistema mesolímbico, o de la recompensa, como también se conoce.

¿Papel de la cocaína en las sinapsis?

Crédito de imagen: RCSB Protein Data Bank. CC BY

En las sinapsis químicas existen tres componen principales: células liberadora de los neurotransmisores (neurona pre-sináptica), hendidura sináptica y célula receptora (neurona post-sináptica).

Utilizando moléculas de cocaína marcadas radiactivamente, los investigadores descubrieron que la cocaína se une estrechamente a las proteínas transportadoras en las hendiduras sinápticas.

Este fenómeno influye directamente sobre la dopamina, pues las proteínas trasportadoras normalmente eliminan la dopamina después de que ha actuado o facilitan su reabsorción.

Al no haber proteínas transportadoras desocupadas y disponibles para las moléculas de dopamina, esta permanece en la hendidura, interactuando con los receptores una y otra vez.

También te puede interesar leer: Las orexinas, ignorados neuromoduladores del ciclo sueño-vigilia

¿De qué modo el organismo responde?

Cuando las células nerviosas están expuestas a altos niveles de dopamina durante períodos de tiempo prolongados, reducen la sobre-excitación disminuyendo el número de receptores en las superficies de las neuronas post-sinápticas.

La persona que consume cocaína sufre esta reducción en el número de receptores, y al tener tan pocos receptores, necesita obligatoriamente de la droga para mantener los niveles normales de actividad límbica.

Es decir, las actividades que antes le proporcionaban placer ya no tienen ese efecto.

La nicotina posee un mecanismo similar

observar la dopamina

Crédito de imagen: ‘Addiction and reward pathways in the brain, artwork’ por Stephen Magrath

Otra drogra que puede entrar al organismo mediante el hábito de fumar es la nicotina. Los investigadores demostraron su efecto adictivo introduciendo nicotina marcada radiactivamente en el cerebro para determinar a cuál proteína se unía.

Sorprendentemente, la nicotina no se unió a las proteínas transportadoras en las hendiduras sinápticas y sí a un receptor específico en las neuronas post-sinápticas.

También te puede interesar leer: La serotonina, mucho más que un «modulador de la depresión»

¿Qué cambios ocurren durante la adicción a la nicotina?

La adicción ocurre cuando la exposición crónica a la nicotina induce al sistema nervioso para que se adapte fisiológicamente.

El cerebro compensa los cambios provocados por la nicotina realizando más cambios, de modo similar a lo que ocurre en el caso de la cocaina. Lo más notable es la reducción del número de receptores a fin de lograr un equilibrio en la señalización.

Cuando se comparan las células nerviosas de los cerebros de los fumadores con las de los no fumadores, efectivamente se encuentran cambios en el número de receptores de nicotina.

Parar de fumar ¿Qué hacer?

nicotina cocaína

Cuando se detiene el uso de una droga adictiva como la nicotina, el nivel de señalización se encuentra en valores muy alejados de lo normal.

Esa es la explicación de por qué se sienten tantas ganas de volver a fumar.

Si no se vuelve a fumar, ese nivel alterado de señalización cambia, ya que las células nerviosas logran restablecer el flujo de señal dentro del cerebro.

Las claves son el tiempo y la fuerza de voluntad.No hay forma de evitar la adicción mientras se consuma la droga.

Las vías de placer no funcionarán normalmente hasta que el número de receptores en las células nerviosas afectadas vuelva al nivel original.

También te puede interesar leer: ¿Qué son los neurotransmisores?

Fuentes y referencias

Saladin, K.S. Anatomía y Fisiología. La unidad entre forma y función. Mc.Graw. Hill 6, 2013.

IMPORTANTE

TiTi es un sitio web de información y bajo ningún concepto debe ser tomado como sustituto del criterio médico. Si tiene cualquier duda relacionada con su salud, consulte con su médico.  Si tiene algún comentario que realizar sobre este artículo en específico, no dude en escribirnos a hola@infotiti.com. Por favor, tenga presente enviar junto a su comentario el enlace al artículo al que está haciendo referencia. Gracias!

Búsqueda por etiquetas:

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.