Demencia pugilística, cuando los golpes se llevan tu memoria

Aunque inicialmente observada en boxeadores, la demencia pugilística se desarrolla en personas expuestas a conmociones cerebrales de forma repetida, algo que sucede en muchos deportes de contacto como el boxeo o el fútbol americano.

demencia pugilística

En la actualidad la demencia pugilística es tratada bajo el término encefalopatía traumática crónica (ETC), que es la enfermedad neurodegenerativa que se ha descubierto en las últimas décadas que es la causante de los síntomas que se observan en los pacientes.

La demencia pugilística se identificó originalmente bajo el nombre de Punch Drunk (en 1928), pero su conocimiento por la población general se ha dado bajo la denominación de encefalopatía traumática crónica, debido a los numerosos casos descubiertos en el fútbol profesional americano.

La ETC es una enfermedad que se desarrolla durante décadas, es crónica, progresiva y en la actualidad no tiene cura.

Los síntomas de demencia pugilística o ETC suelen manifestarse en la adultez media, tiempo después de que el jugador se haya retirado.

Se supone que alrededor del 17% de los boxeadores profesionales retirados presenta este síndrome (R. Martínez-Pérez, I. Paredes, P.M. Munarriz, B. Paredes, J.F. Alén, 2017).

También te puede interesar leer: Qué son las enfermedades neurodegenerativas y cuáles son las más comunes

¿Qué causa la demencia pugilística?

causas demencia pugilística

Se sabe que es necesaria la acumulación de numerosas conmociones cerebrales (traumatismos craneales leves) para desarrollar el síndrome, aunque por sí solo no es suficiente como bien lo demuestra el hecho de que muchas personas con historial de traumatismos no desarrollan la enfermedad.

Algunos factores parecen aumentar el riesgo de desarrollar demencia pugilística, por ejemplo:

  • Inicio de la práctica deportiva a temprana edad.
  • Una carrera de larga duración.
  • Mayor número de combates en el caso del boxeo, así como mayor número de knockout (fuera de juego).
  • Ser portador de la variante genética APOE ε4

A nivel biológico se ha observado que en el cerebro de los afectados se acumulan proteínas neurotóxicas semejantes a las que se detectan en los enfermos de alzhéimer y en los enfermos con esclerosis lateral amiotrófica o con degeneración frontotemporal (proteína tau y TDP-43, respectivamente).

También te puede interesar leer: Conmoción cerebral, cuando un pequeño golpe puede llevarse tu memoria (momentáneamente)

¿Cuáles son los síntomas?

Entre los síntomas más comunes destacan:

  • Apatía.
  • Agresividad, tanto física como verbal.
  • Irritabilidad con relativa facilidad.
  • Impulsividad.
  • Depresión.
  • Fallos de memoria.
  • Dificultades para mantener la atención centrada.
  • Dificultades para articular las palabras.
  • Torpeza, problemas para coordinar los movimientos voluntarios.
  • Lentitud de movimientos.
  • Rigidez muscular.

Se ha planteado que el aumento de la ideación suicida y el suicidio son más comunes en las personas afectadas por ETC.

Los hallazgos realizados en jugadores de fútbol americano han permitido sugerir que existen dos formas de presentación en función de los síntomas, algo que coincide con lo observado en boxeadores.

Según estas observaciones (Stern, R. A., et al, 2013) existe una forma de presentación temprana (en personas más jóvenes) en las que predominan las alteraciones afectivas (impulsividad, conducta violenta, explosividad).

Otra forma de presentación se desarrolla en edades más avanzadas y predominan los síntomas de deterioro cognitivo (problemas de memoria, atención, etc) y es en este grupo donde se da un mayor número de casos de demencia.

Hay que puntualizar que a pesar de lo que sugiere el término demencia pugilística, la demencia en sí es la consecuencia de la enfermedad en un estadio avanzado. En las primeras fases la persona tiene encefalopatía traumática crónica, pero no demencia.

Esta es el resultado de muchos años de deterioro, cuando los síntomas son tan acusados que el enfermo comienza a necesitar de la ayuda de los demás para poder sobrevivir.

Muchas personas con ETC fallecen sin haber llegado a desarrollar demencia.

También te puede interesar leer: Síntomas de encefalopatía traumática crónica: 10 señales de alerta temprana

Tratamiento de la demencia pugilística

demencia pugilística prevencion

Hasta ahora no existen tratamientos específicos para tratar este cuadro. En función de los síntomas que manifiesta el paciente, los profesionales que atienden el caso podrán prescribir fármacos empleados en otras enfermedades.

Por ejemplo, algunos médicos emplean los medicamentos para tratar el párkinson en el tratamiento de las alteraciones motoras en la ETC.

Ante el panorama actual se impone la prevención como vía para evitar esta enfermedad neurodegenerativa.

La protección de la cabeza cuando se va a desarrollar alguna actividad que puede derivar en traumatismos y evitar situaciones en las que podamos recibir golpes repetidos en la cabeza son medidas básicas para mantener la ETC fuera de nuestra vida.

También te puede interesar leer: El estudio que revela la consecuencia más lamentable del fútbol americano

Referencias

Mez J, Daneshvar DH, Kiernan PT, et al. (2017) Clinicopathological Evaluation of Chronic Traumatic Encephalopathy in Players of American Football. JAMA. ;318(4):360–370. doi:10.1001/jama.2017.8334

Martínez-Pérez, I. Paredes, P.M. Munarriz, B. Paredes, J.F. Alén (2017): Encefalopatía crónica postraumática: aquella gran desconocida. Neurología (English Edition), Volume 32, Issue 3, April 2017, Pages 185-191

Stern, R. A., Daneshvar, D. H., Baugh, C. M., Seichepine, D. R., Montenigro, P. H., Riley, D. O., Fritts, N. G., Stamm, J. M., Robbins, C. A., McHale, L., Simkin, I., Stein, T. D., Alvarez, V. E., Goldstein, L. E., Budson, A. E., Kowall, N. W., Nowinski, C. J., Cantu, R. C., … McKee, A. C. (2013). Clinical presentation of chronic traumatic encephalopathy. Neurology81(13), 1122-9.

IMPORTANTE

TiTi es un sitio web de información y bajo ningún concepto debe ser tomado como sustituto del criterio médico. Si tiene cualquier duda relacionada con su salud, consulte con su médico.  Si tiene algún comentario que realizar sobre este artículo en específico, no dude en escribirnos a hola@infotiti.com. Por favor, tenga presente enviar junto a su comentario el enlace al artículo al que está haciendo referencia. Gracias!

Búsqueda por etiquetas:,