Lo que se sabe sobre la pimozida en la ELA, una nueva esperanza terapéutica


La pimozida en la ELA podría mejorar las alteraciones motoras de los afectados por esta enfermedad a la vez que tener efecto neuroprotector. Su conocido perfil de seguridad ha posibilitado el rápido avance a ensayo clínico.

RVT-101 de Axovant comienza la fase III de los ensayos clínicos

El fármaco pimozida, que en España se comercializa bajo la marca Orap, parece que se convertirá en la nueva esperanza de los afectados por esclerosis lateral amiotrófica. Orap está en el mercado para el tratamiento de las psicosis agudas y crónicas y los trastornos de ansiedad.

En una investigación recientemente publicada en la revista JCI Insight, científicos de la Universidad de Calgary y de la Universidad de Montreal reportaron que el fármaco mejoró la movilidad en tres modelos animales diferentes de ELA y que en un pequeño ensayo piloto con enfermos se observaron mejorías modestas, pero prometedoras.

La investigación, tan sólida como nos tiene acostumbrados la buena ciencia que se hace en Canadá, ha sido suficiente para impulsar un ensayo clínico de fase II que incluirá a 100 enfermos de ELA y que comenzará en las próximas semanas.

También te puede interesar leer: No sin polémica, la FDA aprueba Radicava para el tratamiento de la esclerosis lateral amiotrófica (ELA)

Pimozida en la ELA, una ganadora entre miles de competidores

El tiempo en el mundo ELA tiene un significado diferente. Por eso quizás los investigadores se propusieron encontrar un fármaco que generara una respuesta rápida, aunque fuera de corta duración, y que pudiese trasladarse rápidamente a la clínica.

Con esos objetivos en mente lo más lógico es buscar entre los medicamentos que ya hay en el mercado, que tienen un perfil de seguridad conocido y que rápidamente pueden probarse en ensayos clínicos.

Los investigadores realizaron un cribado de 3850 moléculas ya aprobadas para el tratamiento de diferentes enfermedades en un nematodo (gusano, que así nos entendemos mejor) diseñado para expresar características de la ELA, entre ellas una parálisis que se desarrolla en cuestión de horas.

De los miles de moléculas analizadas, 24 fueron capaces de revertir la parálisis en los gusanos y de estas, 11 fueron descartadas por diferentes razones. Quedaban 13 moléculas que, curiosamente, todas eran neurolépticos, comúnmente empleados en el tratamiento de la psicosis.

pimozida en la ELA

Los 13 compuestos fueron analizados entonces en otro animal, el pez cebra, también diseñado para expresar signos y síntomas de ELA. Diez resultaron mejorar la capacidad de nadar de los peces, siendo pimozida la de acción más potente.

Al analizar el efecto de la pimozida en ratones modelos de ELA también se observaron resultados alentadores, ¿resultaría el fármaco beneficioso en los pacientes? Según un ensayo clínico piloto, puede que sí.

También te puede interesar leer: Nuevamente detectan hongos en el sistema nervioso de pacientes con ELA

Pimozida en pacientes con ELA

El ensayo piloto tuvo una duración de 6 semanas e incluyó a un total de 25 pacientes, de los cuales 20 recibieron el fármaco y 5 un compuesto placebo.

Las primeras dosis probadas, la de 10 mg/día y la de 6 mg/día, tuvieron que descartarse debido a que no eran toleradas por los enfermos. Se pasó entonces a las dosis de 4 mg/día y 2 mg/día que sí fueron mejor toleradas.

En este ensayo la primera señal positiva vino del grupo tratado con pimozida, que parecía conservar mejor el funcionamiento de unos músculos de la mano que se ven afectados de forma temprana por la esclerosis lateral amiotrófica.

También la debilidad muscular parecía ser menor en el grupo de intervención. Sin embargo, otras valoraciones no mostraron diferencias significativas entre ambos grupos, ¿resultados modestos o prometedores?

pimozida en la ELA

Ya se sabe que depende del cristal con el que se mire, pero hay que mirar a futuro, ¿podría la pimozida enlentecer de alguna manera el avance de la ELA? Aunque solo con mejorar la funcionalidad de los pacientes ya sería una ganancia importante.

Recordamos que el fármaco más usado en la actualidad para el tratamiento de la ELA, el riluzol, apenas si logra mejorar la supervivencia de los enfermos por unos meses, sin generar beneficios a nivel sintomático.

¿Por qué funciona la pimozida?

Los investigadores creen que los beneficios responden a que la pimozida ayuda a mantener la estructura y el funcionamiento de la unión neuromuscular (UNM).

La UNM es la unión entre el cuerpo de la neurona motora y la fibra nerviosa que permite la contracción del músculo. En la esclerosis lateral amiotrófica ese proceso, también conocido como sinapsis neuromuscular, está dañado.

Para los autores canadienses esta investigación demuestra que la unión neuromuscular es una buena diana para el desarrollo de tratamientos para la ELA.

Ellos declaran que no saben si el fármaco tendrá un efecto sobre la enfermedad o si ayudará a mejorar el funcionamiento de la unión neuromuscular, que todavía es muy pronto para sacar conclusiones.

Advierten, además, que los enfermos no deben intentar tratarse con pimozida, debido a que no se sabe si en realidad genera beneficios y los efectos secundarios pueden ser considerables.

Hay que estar atentos al ensayo clínico que comenzará dentro de algunas semanas en nueve centros canadienses. Tendrá una duración de 6 meses y entonces podremos saber más sobre el verdadero alcance de la pimozida en la ELA.

También te puede interesar leer: Retigabina, fármaco para la epilepsia que se está probando como tratamiento de la esclerosis lateral amiotrófica (ELA)

Fuentes y referencias

Shunmoogum A. Patten … J. Alexander Parker, Pierre Drapeau (2017): Neuroleptics as therapeutic compounds stabilizing neuromuscular transmission in amyotrophic lateral sclerosis. JCI Insight. 2017;2(22):e97152. doi:10.1172/jci.insight.97152.

University Of Montreal Hospital Research Centre (Crchum): Discovery of a promising medication for amyotrophic lateral sclerosis (ALS). En https://www.eurekalert.org/pub_releases/2017-11/uomh-doa111317.php

IMPORTANTE

TiTi es un sitio web de información y bajo ningún concepto debe ser tomado como sustituto del criterio médico. Si tiene cualquier duda relacionada con su salud, consulte con su médico. 

Búsqueda por etiquetas: