Datos de 1.6 millones de personas vinculan párkinson y alzhéimer a mayor riesgo de ictus.

Datos de 1.6 millones de personas vinculan párkinson y alzhéimer a mayor riesgo de ictus.


Párkinson y alzhéimer son más comunes entre las personas que ya pasaron por un ictus isquémico, mientras que entre los que padecen estas enfermedades, la incidencia de ictus es mayor.

párkinson y alzhéimer

Los registros electrónicos de las instituciones de salud están cambiando para bien los estudios epidemiológicos. Si antes una investigación que incluía datos de 12 mil personas nos parecía impresionante, hoy venimos a hablar de un estudio que analizó información de 1.6 millones de personas y es algo que cada vez vemos como normal.

En la investigación se estudió la relación entre la incidencia anual de ictus isquémico, de enfermedad de Parkinson y de enfermedad de Alzheimer. O para entendernos mejor: se estudió si esas personas que desarrollaron alzhéimer o párkinson sufrían de ictus isquémicos con mayor frecuencia que las personas sanas.

El ictus isquémico, también conocido como infarto cerebral, ocurre de forma súbita cuando un coágulo impide el riego sanguíneo al cerebro.  Suele dejar secuelas neuropsicológicas importantes en que aquellos a los que afecta, un tercio de ellos falleciendo, según datos ofrecidos por el Observatorio del Ictus.

También te puede interesar leer: Ictus hemorrágico y demencia: una relación muy estrecha.

¿Qué se hizo y qué se encontró en este estudio?

Los datos fueron tomados de los registros del Medicare, un seguro de salud estadounidense para mayores de 65 años. Se tuvo en cuenta a 1.6 millones de mayores de 66 años e información recogida entre los años 2008 y 2014.  Los resultados del estudio fueron presentados en la Conferencia Internacional sobre Ictus de la American Stroke Association.

Los investigadores encontraron que, entre las personas con párkinson, el porcentaje de individuos que anualmente sufrió un ictus fue de 1.75%, mientras que entre los que no padecían este trastorno neurodegenerativo la incidencia anual de ictus fue de 0.96%.

Con el alzhéimer se dio otra situación semejante, algo esperado teniendo en cuenta las investigaciones previas que vinculaban la enfermedad a factores de riesgo vascular. Entre los enfermos de alzhéimer 1.96% sufrió un ictus, sin embargo, entre los que no desarrollaron este mal, ese porcentaje fue de 0.96%.

Interesante resultó hacer el análisis inverso, es decir, preguntarse: entre las personas que pasaron por un ictus ¿cuántos desarrollan párkinson y alzhéimer anualmente? La respuesta evidencia una clara relación ictus- alzhéimer: 3.66 % de los afectados por un ictus desarrolló alzhéimer. En los que no sufrieron un infarto cerebral ese dato fue de 1.17%.

En el caso del párkinson, después de un ictus la incidencia anual de la enfermedad fue de 0.97%, en el resto de la muestra de 0.39%.

¿Conclusión que se saca de tantos datos? Que entre las personas con párkinson y alzhéimer es más común que ocurra un ictus isquémico y que, entre los que ya pasaron por un infarto cerebral, el desarrollo de alzhéimer y párkinson también es mayor.

También te puede interesar leer: Factores de riesgo y protectores en la enfermedad de Alzheimer.

¿Significa esto que un ictus puede causar alzhéimer o párkinson?

No, bajo ninguna circunstancia este estudio implica una relación de causalidad. Citado por el portal HealthDay, el neurólogo Andrew Feigin opina:

Puede haber algunos procesos que se producen con el envejecimiento que aumentan el riesgo de ambas cosas, el ACV y los trastornos neurodegenerativos.

Queda mucho por investigar sobre los factores de riesgo para ambas enfermedades. Para el caso del alzhéimer algunas cosas resultan más evidentes: varios estudios han encontrado que factores como la diabetes, la hipertensión o una vida sedentaria aumentan el riesgo de padecer la enfermedad. Esos mismos factores aumentan el riesgo de ictus.

En relación al párkinson, las hipótesis son menos claras ¿La enfermedad hace al cerebro más vulnerable a accidentes cerebrovasculares? ¿O estos son los que aumentan el riesgo de párkinson?

Tampoco hay que ignorar respuestas más simples: ambas enfermedades influyen notablemente en el estilo de vida de una persona, en especial disminuyendo sus niveles de actividad. Incógnitas e hipótesis que solo tienen un camino de solución: la ciencia.

También te puede interesar leer: Hipertensión arterial y demencia: una relación que no debes ignorar.

Referencias

AMERICAN HEART ASSOCIATION (2017, February 23). Parkinson’s disease may have link to stroke. Eureka Alert. Disponible en https://www.eurekalert.org/pub_releases/2017-02/aha-pdm021517.php

Mozes, A. (2017, February 24). ¿El Parkinson podría aumentar el riesgo de ACV? HealthDay. Disponible en https://consumer.healthday.com/cardiovascular-health-information-20/heart-stroke-related-stroke-353/iquest-el-parkinson-podr-iacute-a-aumentar-el-riesgo-de-acv-720061.html